Buscar

aniversario

El día que Butch Cassidy bajó al Sur

Se cumplieron 105 años que Butch Cassidy asaltó el primer banco argentino, en la Patagonia, que junto a su compañero Sundance Kid y a Etta Place se habían instalado en Chubut en 1901, escapando de la justicia norteamericana.

Dice el diario La Razón del 26 de julio de 1993: "Hace ochenta y ocho años, el legendario Butch Cassidy decidió bajar al Sur. En compañía de su inseparable socio, Sundance Kid, y su compañera, Etta Place, se instaló en la incipiente ciudad de Río Gallegos, y ocultando su pasado de malviviente bajo la fachada de un próspero empresario ganadero, comenzó a preparar su primer golpe en la desolada Patagonia. Poco después asaltó el Banco Tarapacá llevándose un cuantioso botín y un gigantesco halo de fama que, incluso, lo llevaría al celuloide.

A continuación, el artículo completo:

 

Fuente: 

Diario La Razón 26/7/1993

Informacion Adicional: 

La Pandilla Salvaje, en 1901: Will Carver, Harvey Logan (de pie); Harry Longabaugh, Ben Kilpatrick y Butch Cassidy (sentados).

Bibliografía:

Osvaldo Aguirre - La pandilla salvaje. Butch Cassidy en la Patagonia - Norma. Buenos Aires, 2004
Butch Cassidy & the Wild Bunch. Asalto al Banco Nación en Villa Mercedes - El Diario de San Luis, 1992.

LA HISTORIA EN IMAGENES
Clic para ver video

Una nieta de Napoleón Bonaparte está enterrada en el Cementerio de la Recoleta. La historia en El Ojo...

MIRANDO HACIA ATRAS
Música, rebelión y cobardía en la URSS
Dmitri Shostakovich

Tras haber maniobrado entre la popularidad dentro y fuera de su país y la tensa y por momentos peligrosa relación con el Partido Comunista, el artista falleció el 9 de agosto...

Juan Manuel Fangio

Juan Manuel Fangio fue el mejor representante argentino en la Fórmula 1. Allí logró cinco títulos mundiales, un récord que solo quebró Michael Schumacher...

El 30 de julio de 1977, logró en Mónaco el épico éxito ante Rodrigo Valdez, en su última pelea
Carlos Monzón

La espuma del champagne francés golpeaba contra el techo del vestuario y caía como una fina lluvia. A nadie le importaba. Todo era válido para festejar lo que un cross de...

NEWSLETTER
NOS ESCRIBEN